Y si nos olvidamos de querer crecer como los demás y creamos actividades lúdicas

Actualizado: 30 sept 2021

Este mes retomaron la escuela muchos estudiantes de manera virtual, otros de forma híbrida y otros presencial; con horarios, en plataformas, con audífonos, en una nueva era.

Será una experiencia nueva los niños tendrán que cumplir con muchas exigencia tecnológicas, retosde aprendizaje y con un costal de emociones que digerir. De manera paralela, los profesionales, en estas “nuevas formas”, trabajarán incansablemente, de forma virtual, empleando canales de aprendizaje visuales o auditivos, mayormente, y teniendo que cumplir con muchos requerimientos a los cuales no siempre pueden responder personalizadamente. De manera simultánea aparecen los padres en este acompañamiento, el cual ha sido complejo; son por ahora la voz predominante para recibir alegrías y desesperanzas, preguntas y silencios, miedos y añoranzas.



Hoy los cuidadores primordiales observan cambios en el desarrollo de sus hijos continuamente ya que su crecimiento se ha hecho evidente en este año y medio en México. Actualmente los padres son la respuesta diaria a peticiones de atención, aunado a que son los generadores del vínculo emocional primordial para proporcionar seguridad.


MAMÁ Y PAPÁ:

#altototal antes que nada estamos todos siendo aprendices y maestros.



Invito a todo lector antes de seguir leyendo a cuestionarse: ¿qué sucedería en tu ideología si dejamos tantas expectativas y vivimos el hoy dándonos la mano con la mente abierta en espacios lúdicos?


El juego es un elemento que podemos mezclar con muchas actividades de la vida, al cocinar, al salir a caminar, al hacer deporte, al crear momentos de pláticas en la casa. La actividad de jugar en las etapas de infancia, adolescencia y vida joven está ligada directamente al desarrollo cognitivo, sin embargo, socialmente nos acompaña toda la vida para la solución de problemas, nos resguarda y nos permite reinterpretar los sucesos de la vida.



No significa que juguemos a la lotería todas la tardes. Se trata de hacer de cada experiencia un momento lúdico que nos permita experimentar y crear nuevas cosas.

Así que vale la pena preguntarse: ¿cómo podrías incorporar el juego a tus actividades cotidianas?



33 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo